miércoles, 4 de abril de 2012

Wordplay.



A veces es bueno cerrar los ojos y soñar, soñar que eres quien no eres, soñar que estas con quien no estás, soñar que esa mujer del espejo no eres tú, pero al volver a abrir los ojos la realidad se planta ante ti agrediéndote con todas sus fuerzas con toda su crueldad ¿por qué no podemos escapar de ella? Nos marca para siempre. ¿Qué son los sueños? ¿de qué material están hechos?¿Cuántos sueños se desploman? Los hemos levantado piedra a piedra, noche a noche, palabra a palabra. Sueños que hemos ido forjando con paciencia con ilusión, con silencios... Pero los sueños pueden 
convertirse en pesadillas.

1 comentario: